fbpx

Beneficios, propiedades y curiosidades de la ortiga

ortigas taüll orgànics

Beneficios, propiedades y curiosidades de la ortiga

Hemos recopilado algunos de los beneficios, propiedades y curiosidades sobre la ortiga, una planta con mucho que contar… ¡preparaos!

Ortigarse para combatir la artritis y el reumatismo

En la práctica, consiste en azotar la espalda o las articulaciones doloridas con un ramillete de ortigas frescas, y por tanto urticantes. El tratamiento, un tanto desagradable, no tarda en proporcionar un alivio notable. Es una técnica usada en todo el mundo, especialmente en zonas templadas (las ortigas tropicales hacen demasiado daño). 

Su eficacia, comprobada científicamente en un estudio clínico realizado por investigadores británicos en el año 2000, es debida a la acetilcolina liberada por los pelos urticantes, un vasodilatador que aumenta el tamaño y la permeabilidad de los capilares ayudando a la reparación de la zona dañada.  Para ser eficaz, la aplicación debe de ser de 30 segundos al día y repetirse entre 2 y 7 días. No realizar en niños ni mujeres embarazadas. 

Un tratamiento para valientes, ¿no?

Infusión de ortiga para perder peso

La ortiga es una planta que produce saciedad, contribuyendo a evitar la ansiedad, primera causa de los problemas de obesidad en el mundo. Por eso tomar un té de ortiga unos minutos antes de las comidas es una estupenda forma de mejorar su salud para quienes buscan luchar contra su sobrepeso.

¿Cómo hacer té de ortiga? Puede hacerse con hojas tanto secas como frescas. Colocamos una cucharadita de estas hojas en una proporción de una taza de agua caliente que no haya llegado a hervir y dejamos infusionar de 5 a 10 minutos. Se suele recomendar una dosis de dos tazas al día antes de las comidas.

¿Qué hacer cuando te pica una ortiga?

Si estás en el campo el remedio más práctico es frotar la zona urticada con hojas de acedera (Rumex Acetosa). Puedes identificarla por sus hojas grandes, verdes y ovaladas, casi siempre se encuentra una planta de acedera cerca de las ortigas. La savia de sus hojas contiene un antihistamínico que contrarresta y alivia las picaduras de ortiga .

Otros remedios menos prácticos, pero también efectivos, serían poner en la zona urticada una mezcla de agua con bicarbonato de sodio, ya que es un alcalino que neutraliza el ácido que desprende la picadura, o lavarte con agua y jabón, ya que este también es alcalino y neutraliza el ácido de la ortiga.

La ortiga como afrodisíaco

Desde la antigüedad grecolatina se ha utilizado la urticación como afrodisíaco, ya lo mencionaban Petronio en el Satiricón y Rabelais en el siglo XVI

¿En qué consiste la urticación con efectos afrodisíacos? En azotarse con un ramo de ortigas en el bajo vientre y en las nalgas, estimulando la circulación sanguínea y excitando las terminaciones nerviosas. 

¿Os animáis?

 

No Comments

Post A Comment

2 × dos =